Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger datos estadísticos. Continuar navegando implica su aceptación. Más información

Aceptar
¡Estrenamos nueva web!
Volver

Beneficios de Administrar MySQL, PostgreSQL y SQL en Google Cloud SQL.

30-04-2020
Beneficios de Administrar MySQL, PostgreSQL y SQL en Google Cloud SQL.
En un artículo anterior, os explicábamos qué es Cloud SQL pero hoy nos vamos a centrar en los beneficios de administrar MySQL, PostreSQL y SQL en Google Cloud SQL. 

Como siempre en Google Cloud Platform, la idea es que nos centremos en desarrollar nuestra aplicación y servicios liberándonos de las tareas tediosas (aunque necesarias) de administración, en este caso, de las bases de datos. 

¿Qué beneficios tiene administrar MySQL, PostgreSQL y SQLServer en Cloud SQL?

Con Cloud SQL, Google se encargará de configurar los servidores, aplicar parches y actualizaciones, configurar replicaciones, gestión de backups, etc. permitiendo que tu base de datos sea segura, de alta disponibilidad y flexible.

Esto, por supuesto, tiene un impacto significativo en nuestra productividad ya que construir, ejecutar y mantener la infraestructura supone dedicar menos tiempo a desarrollar nuestras aplicaciones y obtener valor añadido.

La administración de la BBDD puede realizarse desde la consola de Google, desde la línea de comandos de gcloud o de manera programática con la API de Administrador de Cloud SQL.

Algunas características de MySQL,  PostgreSQL y SQL Server no están disponibles para Cloud SQL pero es compatible con sus características más comunes. Se incluyen varias versiones de estos motores de bases de datos que se van actualizando a medida que se lanzan sin que debas realizar ninguna acción extra.

Son las siguientes: 
  • En lo que refiere a Cloud SQL para MySQL, las instancias de segunda generación son compatibles con MySQL 5.6 y 5.7 (de forma predeterminada). Las instancias de primera generación son compatibles con MySQL 5.6.
  • Cloud SQL para PostgreSQL es compatible con PostgreSQL 9.6, 10, 11 (predeterminado) y 12.1 (Beta). 
  • Cloud SQL para SQL Server es compatible con SQL Server 2017 Standard (predeterminado), SQL Server 2017 Enterprise, SQL Server 2017 Express y SQL Server 2017 Web.

Una de las grandes ventajas de la solución Cloud SQL es lo fácil que es ponerse en funcionamiento. La creación de la base de datos es extremadamente sencilla y no requiere instalación de software de forma manual. Así mismo, los controladores de conexión estándar y las herramientas de migración integradas te permiten crear y conectar tu base de datos en pocos minutos.

En cuanto a las limitaciones, no las hay en cuanto al número de consultas por segundo en las instancias de Cloud SQL pero sí respecto al límite de almacenamiento. Admite un máximo de aproximadamente 30 Tb.

Otro de los aspectos importantes en el momento de crear una base de datos para nuestra aplicación, es el dimensionamiento. Google Cloud puede automatizar el aprovisionamiento de las bases de datos y  la gestión de la capacidad de almacenamiento, tareas que requieren mucho tiempo y previsión y que si no hacemos bien, nos pueden dar muchos problemas. El caso es que no tienes que preocuparte demasiado por el tamaño inicial que asignas a tu instancia, después puedes aumentar la cantidad de almacenamiento disponible en cualquier momento sin sufrir tiempo de inactividad.  Gracias a las opciones de escalado flexibles puedes permitir que la instancia aumente su capacidad de forma automática cuando te aproximes al límite configurado. De esta forma, puedes liberarte de prever cuál será el volumen que necesitarás en un futuro y evitar invertir en más capacidad hasta que sea realmente necesario.


Una vez que la instancia de Cloud SQL está activa hay muchas formas de conectarse a ella. El siguiente gráfico muestra una interfaz sencilla:




Dentro de GCP podríamos usar por ejemplo App Engine, Compute Engine, Kubernetes y BigQuery. Pero también podríamos acceder a instancias de Cloud SQL de manera programática desde aplicaciones externas con cualquier lenguaje compatible usando protocolos estándar y desde cualquier parte del mundo.

Otra de las ventajas de pasar a utilizar tus bases de datos alojadas en local o en servidores tradicionales al entorno en la nube de Google Cloud Platform, es que la migración de las mismas supone  muy bajo tiempo de inactividad.



Cloud SQL es una solución ideal para sacar el máximo partido nuestras bases de datos SQL y aprovehcar todos los beneficios que nos aporta Google Cloud Platform. Si estáis interesados en empezar a trabajar con Cloud SQL, en beServices estaremos encantados de ayudaros.

¡Contacta con nosotros!